PRESOTERAPIA

CONSIGUE COMBATIR LA CELULITIS

¿Qué es la Presoterapia?

La presoterapia consiste en aplicar presiones de aire sobre diferentes partes del cuerpo para favorecer el drenaje linfático. Esta técnica promueve, además, la oxigenación de los tejidos y recupera la elasticidad cutánea facilitando la regeneración tisular.

La Presoterapia está indicada para tratar:

  • Celulitis y flacidez
  • Piel de naranja
  • Problemas linfáticos
  • Mala circulación, prevención de varices
  • Problemas musculares y de las articulaciones (fisioterapia)
  • Estreñimiento
  • Estrías
  • Cuidado posparto
  • Retención de líquidos e hinchazón localizada
  • Antes y después de una liposucción
  • Menopausia
  • Edemas
  • Sobrepeso
  • Cansancio general

¿En qué consiste un tratamiento de Presoterapia?

Un tratamiento normal de presoterapia suele comprender 8 sesiones de 20 a 40 minutos, como máximo una sesión a la semana. Los resultados son visibles a partir de la cuarta o quinta sesión. Una vez terminado el tratamiento, se recomienda realizar sesiones de mantenimiento.

¿Cuáles son los efectos de la Presoterapia?

  • Mejora el drenaje linfático actuando sobre los vasos y ganglios linfáticos.
  • Estimula la reabsorción de los líquidos intersticiales (los que se acumulan entre los tejidos y células).
  • Favorece la circulación de retorno, linfática y venosa.
  • Efecto analgésico y relajante.
  • Bienestar general, al reabsorberse los edemas (acumulaciones de líquidos).